Microhobby 10. Año II, del 8 al 14 de enero de 1985

Programas

Supergráficos

  • Compañía: Melbourne/Investrónica.
  • Tipo de juego: Utilidades gráficas.
  • Memoria: 48K.
  • P.V.P: 2.100 Pts.

Uno de los problemas fundamentales con los que se encuentra el sufrido programador es el de diseñar sus gráficos y pantallas. Supergráficos, que es la adaptación española del Melbourne Draw, nos ayuda a hacerlo de la forma más simple y con la libertad más absoluta.

Se trata de la versión traducida del Melbourne Draw, el mejor programa, con diferencia, que existe actualmente en el mercado del Spectrum, además, uno de los más utilizados por los creadores de programas, ya que por sus condiciones resulta idóneo para todo tipo de creación gráfica que uno sea capaz de imaginar.

El programa ha sido creado por Philip Mitchell y tiene un menú completísimo, con el que es posible acceder a cualquier modo gráfico:

  • Ventana de información: Son las dos líneas inferiores que se utilizan para indicar el estado actual del programa. Ahí nos irá apareciendo toda la información necesaria para acceder a los diferentes mandos y cursores que gobiernan el control del programa.
  • Cursores: Hay ocho, cada uno de ellos controla una dirección diferente. Su distribución es muy lógica y el manejo bastante simple.
  • Formas de marcar pantallas: El modo Normal con el que se recorre la pantalla en la dirección elegida. El modo Dibujo, que se utiliza para activar los pixels por los que va pasando el cursor. El Borrado, que apaga todos los pixels y el modo de inversión, que, como su propio nombre indica, sirve para invertir el estado de los pixels.
  • Agrandar Cosas: Es una posibilidad de las más interesantes, ya que nos permite aumentar una parte del dibujo, con lo cual es posible dibujar con una enorme precisión. Se puede hacer de 4 a 16 veces mayor. Al trabajar en una pequeña porción de pantalla aumentada, habrá veces que tengamos que desplazarnos desde un bloque a otro de la pantalla, lo que hace el programa de forma automática. También hay una forma aún más sencilla de conseguirlo, se trata de desplazar el cursor hacia una de las ocho direcciones posibles.

Otra posibilidad que incluye el programa es, por ejemplo, el poder jugar con los atributos a nuestro antojo, teniendo en cuenta, eso sí, las limitaciones del Spectrum en este campo. También se puede cambiar el estado de estos, según nos convenga en cada bloque de dibujo, accediendo a ellos de la misma forma que lo haríamos en el método directo de obtención del color.

Se puede rellenar un área de pantalla delimitada por una serie de líneas, de forma automática. El método no resulta demasiado rápido, pero esto es lógico, ya que se ha hecho con el fin de poder detectar los posibles errores y poder corregirlos con tiempo suficiente.

Cuando queramos incluir textos en la pantalla, emplearemos la opción correspondiente, la cual nos permite escribir caracteres alfabéticos en mayúscula, en minúscula, números, los símbolos rojos de la parte superior de la tecla y los de la parte inferior. Esta opción nos permite también teclear los caracteres definidos por el usuario (UDG).

El desplazamiento del contenido de pantalla (SCROLL), es otra de las maravillas de este programa. Nos permite colocar cosas donde queramos, en cualquiera de las ocho direcciones posibles. El desplazamiento puede ser de dos tipos, punto a punto, sin afectar a los atributos o desplazamiento de estos últimos.

Los caracteres UDG, se pueden definir a través del programa y grabarlos posteriormente para utilizarlos en nuestra pantalla.

Otras opciones posibles, además de todas las reseñadas, son, por ejemplo: Mover la ventana de información de la parte inferior a la superior o viceversa. Acelerar el movimiento del cursor. Contraer y expander la pantalla y, si se desea, invertir de izquierda a derecha la pantalla.

El programa es completísimo en todos los sentidos y, además, una inestimable ayuda para el programador, que tendrá toda la libertad de movimientos que pueda imaginar a la hora de crear sus gráficos y confeccionar las pantallas. Muy bueno.

Ad astra

  • Compañía: Gargoyle Games/Iveson.
  • Tipo de juego: Arcade.
  • Memoria: 48K.
  • P.V.P: 1.500 Pts.

Es un juego dentro de la más pura línea del estilo arcade, ya que la acción se sitúa en el espacio galáctico y nuestros enemigos son centenares de naves que surcan la frontera del espacio conquistado por los terrestres. Nuestra misión es la de impedir que atraviesen ésta, mientras viajamos de una estación interespacial a otra. Los enemigos surgen de todos lados intentando destruirnos: cruceros piratas, robots de barcos Scout, bombas explosivas multidireccionales, gigantescos campos de minas, impenetrables cortinas de bombas y minas, y los peligrosísimos meteoros errantes que surcan el espacio en forma de despojos interestelares, que pueden chocar, en cualquier momento, contra la nave patrulla que dirigimos.

El juego es bastante difícil, sobre todo teniendo en cuanta la rapidez con la que nos movemos, tanto nosotros como nuestros enemigos, en este aspecto, hay que resaltar precisamente que el movimiento está muy bien logrado y es bastante buena la respuesta de los controles en todos los aspectos.

Gráficamente, el juego está también muy bien, los meteoritos, naves y demás artilugios tienen un diseño muy apropiado para este tipo de juego, dándonos la sensación en todo momento de estar librando una dura batalla interestelar.

Es posible la utilización del Joystick, lo que facilita algo la complicada tarea. También incorpora la posibilidad de jugar dos jugadores, lo que da cierto aliciente a la partida.

Un juego puramente arcade en el que las lluvias continuas de enemigos y objetos peligrosos, van a poner a prueba nuestra capacidad de reflejos. No hay ni un momento de descanso durante toda la partida. Recomendado para los más hábiles de la casa.

Manager

  • Compañía: ERE/Software Center.
  • Tipo de juego: Simulador de empresas.
  • Memoria: 48K.
  • P.V.P: 3.000 Pts.

Es un programa educativo que pretende introducirnos en el complicado mundo de la gestión de empresas a través de un juego ameno que simula los casos reales que se producirían si dirigiéramos una empresa. Nos permite enfrentar a los distintos aspirantes al puesto de director, proponiéndoles situaciones simuladas que van a servir para medir las consecuencias económicas de sus decisiones.

Pueden jugar desde uno a cuatro jugadores, los cuales tendrán que asumir los diferentes papeles principales de la sociedad: Presidente de la sociedad, Presidente de Producción, Director de Marketing y Director financiero. Cada trimestre, se reunirá el Comité Director con el fin de anotar los resultados del trimestre anterior y tomar decisiones. Una vez se hayan tomado éstas, el programa simula las consecuencias económicas que se derivan de las decisiones adoptadas anteriormente, y las refleja dentro de los diferentes elementos que integran el cuadro de mando de la Dirección propuesta por el Comité Directivo. El análisis de dichos cuadros a cargo del nuevo comité, permite tomar posteriormente nuevas decisiones para el próximo ejercicio trimestral. Dependerá del análisis de resultados de cada trimestre la puntuación que obtengamos, la cual a su vez, será la que se encargue de medir la calidad y acierto, o no, de nuestra gestión. Existe una posibilidad, dentro de cada ejercicio, de que ciertos acontecimientos que vienen del exterior perturben el análisis realizado y ocasionen retrasos en nuestra gestión. Al igual que ocurriría en una empresa real, puede producirse una inflación, la cual nos llegará de forma aleatoria y puede originar un aumento de los cargos de la compañía. Además de esto, se producirá un desgaste del material de producción y llegará un momento en que se produzca un desfase de actualización de material, que influirán sobre las ventas del artículo.

Es un juego muy completo que nos va a ayudar a comprender mucho mejor el complicado mundo empresarial, adentrándonos en él de una forma bastante clara y a la vez entretenida. El programa está, educativamente, muy bien pensado.

Como en la mayoría de los juegos de este tipo, no tiene gráficos, sin embargo esto no es ningún inconveniente.

Melotron

  • Compañía: Investrónica.
  • Tipo de juego: Didáctico.
  • Memoria: 48K.
  • P.V.P: 1.900 Pts.

Es un pequeño tratado de solfeo que aprovecha las limitadas posibilidades sonoras del Spectrum con el único fin de ofrecernos un programa musical que, a la vez, resulte entretenido para todos.

Nada más cargarlo, lo primero que aparece es un menú con tres opciones diferentes: Un teclado musical, seguir canciones y componer música.

La primera opción convierte nuestro ordenador en un instrumento musical capaz de generar 108 sonidos diferentes, en nueve escalas diatónicas de doce sonidos, formados por siete notas y cinco alteraciones. Cada nota que tocamos es visualizada en pantalla con el nombre correspondiente. Puede elegirse la duración de cada nota entre una escala que contiene 9 valores diferentes. Otra posibilidad es la de repetición opcional.

La opción de seguir canciones, consiste en escuchar una serie de melodías y poder ver aspectos importantes sobre el tono y el ritmo, ya que podemos elegirlos antes de empezar a escuchar la música. Si lo que queremos es interpretar nosotros las melodías, nos aparecerán en pantalla las teclas que son necesarias tocar y tendremos que darles la duración exacta, una buena forma sin duda de aprender a manejar el ritmo.

La tercera posibilidad, es la de componer música. Dentro de ésta hay a su vez tres posibilidades distintas: Composición gráfica sobre pentagrama, composición rápida y control de almacén. Se puede componer, reiniciar una composición, modificarla, tocarla, almacenarla o sacarla por impresora. Otra posibilidad es la de componer de forma automática, en cuyo caso es el propio ordenador el que compone.

Además de todas las opciones mencionadas, existen algunas más que nos permiten diferentes convinaciones de método que, unidos, pruducen efectos sonoros muy curiosos.

La idea es buena, el planteamiento correcto y los resultados aceptables, por lo que puede resultar un programa idóneo para aquellos que quieran iniciarse en el apasionante mundo de la música o aún no conozcan suficientemente el invento en cuestión.

Sherlock

  • Compañía: Melbourne House.
  • Tipo de juego: Aventuras.
  • Memoria: 48K.
  • P.V.P: Sin confirmar.

Los creadores del Hobbit vuelven al ataque después de algún tiempo con esta nueva creación, que, al igual que la anterior, reúne los mismos términos de atmósfera y sofisticación. Uno de los rasgos más sorprendentes es, al igual que en el Hobbit, la libertad de acción de todos los personajes que intervienen en el juego, es decir, éstos pueden hacer cualquier cosa que se nos ocurra por muy compleja que parezca. Se puede incluso llegar a interrogar otros personajes.

El programa permite al jugador incluir frases con toda naturalidad, como podía ser por ejemplo: «Abre la puerta rápidamente, sal y coge un taxi». Esto, añade un gran realismo a la acción principal, lo que, unido a la posibilidad de hacer preguntas, dotan al juego de una enorme complejidad.

El juego comienza en el estudio de Holmes, en Baker Street, con Watson sentado en un sillón leyendo un periódico. A partir de ese momento, todos nuestros esfuerzos han de ir encaminados a descubrir un horrible crimen, en un complicadísimo organigrama, donde las pistas aparecen y desaparecen continuamente.

Hay un reloj que nos marca el tiempo transcurrido, indicándonos la hora, el día y el minuto más próximo. Este dato es muy importante sobre todo si tenemos en cuenta que para coger un tren habrá que hacerlo a una hora en punto, ya que de lo contrario lo perderíamos.

Para andar por el Londres Victoriano, que es el lugar donde se desarrolla la acción, tendremos que utilizar el Metro, los taxis y los autobuses. Los gráficos del programa ocupan tan sólo un cuarto de pantalla, sin embargo, están bastante bien construidos. Dentro del juego se producen continuamente un enorme número de posibles casos complicados, los cuales guardan un sentido de interacción que complican aún más la trama de juego. En este caso, al contrario que lo que ocurría en el Hobbit, ni siquiera leyendo un libro con anterioridad hubiera sido posible conseguir un conocimiento exhaustivo del tema.

El programa ha sido desarrollado durante dieciocho meses, y posteriormente tardó en salir seis en Inglaterra. A la vista de los resultados, ha valido la pena su realización. Está escrito en inglés, lo que puede ser un inconveniente más a unir a la enorme dificultad, pero viene acompañado con un completo manual que contiene algunas pistas en forma de ejemplo. Al menos en Inglaterra.

Noticias

  • Corren rumores de que algunas de las principales empresas españolas importadoras y productoras de Software tienen intención de mantener conversaciones con el fin de intentar, de forma conjunta, poner freno a ¡a incipiente piratería.
  • Dinamic prepara un nuevo programa que casi seguro llevará el título de «Profanación». El juego está ambientado en Egipto y, más concretamente, en el templo de A bu Simbel.
  • Ya está en España una de las más espectaculares creaciones de Ultimate, «Knight Lore», un juego revolucionario en todos los sentidos.
 
010/programas.txt · Última modificación: d/m/Y H:i por miguel
Recent changes RSS feed Creative Commons License Driven by DokuWiki Made on Mac